Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2008

Swiss Centre??? Gaaaaawnnnn!!!!!!

It's old news. Or at least that is what it seems. The demise of one of London's most symbolic landmarks, the Swiss Centre, has barely been reported in the British press. So to my surprise, I find myself blogging on the disappearance (discovered only today, and by accident) of one of the key features of my childhood together with the strange sensation that nobody else seems to care.

Above, you can see how it was, in all its glory with its clock, its glockenspiel, and the regular crowd of tourists.

And this is what it looks like now:

Apparently, the site will henceforth be occupied by a rather drab and tasteless hotel building, completely out of place on London's Leicester Square:

The lighting effect on the virtual image does not convince me in the slightest. Maybe for the headquarters of Acme Public Assurance, but not for the Swiss Centre. More Dresden than Geneva, this glass 'office block' could be anywhere, but above all makes for a rather dark, cramp, uncomfortable a…

¿Los cerdos vuelan?

No pocas veces, leer a los míos-, es decir, a los ingleses-, en la prensa, me produce estupor. Tanto se empeñan en tachar a la gente foránea de 'racista' (excusando la ironía, por supuesto), que resulta cuando menos hipócrita que escriban artículos como el que se ha publicado hoy en el Financial Times (gracias, Manjeet por enviármelo), en el que se refiere a los países mediterráneos (Portugal, Italia, Grecia y [E]Spaña) como los PIGS, y a los países emergentes (Brasil, Rusia, India y China) como los BRICS.

Cuando las cosas van mal para España, no les sorprende. Al final, son (¿somos?) unos cerdos. Y cuando las cosas van bien, les sorprende tanto, que 10 o 15 años después del primer artículo (empezaría por '92 en Barcelona y Sevilla), cada año y con puntualidad suiza, los medios británicos vuelven a 'informar' a sus lectores de que están cambiando los hábitos de los españoles, y que ya no echan la siesta como antes. Me da ganas de escribir un artículo semestral sobre…

¿Quién necesita a los inmigrantes?

Hace dos semanas estuve de vacaciones en Roma. Nunca había estado y no sabía lo que iba a encontrar, tanto había escuchado en los últimos meses por parte de Berlusconi y sus ultras de que el país estaba inundado por una marea de inmigrantes, y de gitanos que comían sus bebes. Entonces, cual fue mi sorpresa cuando descubrí que escasamente había trabajadores extranjeros, por lo menos en comparación con ciudades españolas como Madrid o Barcelona. Las tiendas, los bares, los restaurantes, el transporte público eran casi siempre regentado por italianos. ¡Qué curioso! Por mucho que la mayoría de los trabajos sean para los italianos, el país lleva años con la economía estancada, los servicios públicos son un caos, las ciudades están sucias, el transporte es un desastre. ¿De verdad es posible que un país no funcione sin que la culpa sea de los extranjeros?

España en cambio hasta hace muy poco llevaba años creciendo, en gran parte gracias a la llegado de inmigrantes que encontraron trabajo en l…